Tales of Football

La tragedia de Münich

Hoy día es uno de los grandes históricos del fútbol inglés. 20 Ligas y 3 Champions League lo atestiguan. Una gran masa social detrás, y mucha historia de gestas y triunfos.

Pero también de historias muy negras. En 1958 se escribió una de las más oscuras del conjunto red, sufría un accidente cuando regresaba de jugar la vuelta de Cuartos de Final de la Copa de Europa.

Toca hablar del contexto en que se enmarca el desastre, un periodo donde aún el fútbol inglés se gestaba entre los grandes de Europa.

El mundo seguía avanzando olvidando la II Guerra Mundial y como Hitler tuvo en jaque a toda Europa. Ya se olvidaban los periodos de penuria y control de gasto provocados por la Guerra, y en el mundo del fútbol, se empieza a notar esa cohesión europea. En 1955, una unión de asociaciones europeas organiza el primer torneo continental de fútbol por clubes, la Copa de Europa. Son las bases del crecimiento del fútbol europeo. Una demostración anual de quien es el mejor equipo europeo y mucha expectación por ver equipos de otros países y como cada región apuesta por una idea de juego concreta.

A pesar de haber inventado el football, los equipos ingleses no habían sido relevantes en el panorama europeo, con un hándicap muy importante, el hecho de ser una isla que encarece cualquier desplazamiento por el viejo continente.

El United se convirtió en 1957 en el primer equipo inglés en participar en el torneo de la UEFA, por lo que las expectativas empezaron a ser altas. Los red devils, habían conformado una gran plantilla, con varios de los más prometedores futbolistas del país, y ese mismo año logró llegar a las semifinales, eliminados ante el Real Madrid, campeón de esas edición y gran dominador de la competición.

Justo un año después de debutar y generar excelentes sensaciones en el torneo continental, el 6 de febrero de 1958, sucede el mayor desastre para el club de Manchester.

Tras eliminar a Shamrock Rovers y Duckla Praga, se planta en cuartos para enfrentar al Estrella Roja serbio. La ida, en Old Trafford, fue victoria local por 2-1. La vuelta en Belgrado, significó el empate 3-3 y pase a semis del conjunto mancuniano. En el aeropuerto de Belgrado, el vuelo 609 de la British European Airways que los llevaría de vuelta a Mánchester retrasó su salida una hora, ya que el jugador Johnny Berry había perdido su pasaporte. El avión tenía previsto hacer una parada técnica en Múnich para repostar combustible.

El capitán, James Thain, realizó dos intentos de despegue, pero se vio obligado a desistir debido a diversos problemas que sufrían los motores. El tiempo aquel día no acompañaba ya que el viento era importante y la pista estaba helada. En el tercer intento, a las 3:04 de la tarde, el avión falló al ganar la altura adecuada y se estrelló en unas tierras colindantes al aeropuerto, en una casa sin habitantes.

Aunque las primeras investigaciones señalaban al piloto como el responsable del accidente, más tarde se supo que el accidente había sido causado por la formación de aguanieve al final de la pista, lo que causaba desaceleración en el avión, impidiendo así que volviese a subir a una velocidad de vuelo segura.

Siete futbolistas del United que viajaban en el avión murieron en el acto. Duncan Edwards, una de las mayores promesas del país, moriría a causa de sus heridas el 21 de febrero a la edad de 21 años, y otros dos jugadores debían abandonar la práctica del fútbol debido a sus lesiones. El entrenador, Matt Busby, también tuvo que ser hospitalizado tras el impacto.

En total, 23 personas fallecieron, y el equipo se vio sumergido en una tristeza absoluta.

La siguiente temporada sirvió de transición para ir reconstruyendo el proyecto, que giraba en torno a Bobby Charlton, y el equipo tuvo que conformarse con un noveno puesto, y a pesar de ser invitados por la UEFA para disputar la Copa de Europa de 1959, la FA, lo desautorizó al considerar que no se había clasificado por vías ordinarias.

Dicha temporada, con el míster Busby ya recuperado, se rediseñó al equipo a través de la década de 1960, con la firma de jugadores como Denis Law y Pat Crerand, quienes, combinados con la siguiente generación de jugadores jóvenes, que incluía a George Best, ganaron la FA Cup en 1963.

Ya a mitad de la década de los 60, logra ganar la liga en 1965 y 1967, y en 1968 logra alzarse como el primer equipo inglés en ganar la Copa de Europa con tres de los mejores futbolistas europeos: Bobby Charlton, George Best y Dennis Law, logrando la reconstrucción completa y dejando atrás el desastre aéreo de 1958.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s